Neurorrehabilitación

La neurorrehabilitación especializada en pacientes que han sido diagnosticados con esclerosis múltiple puede resultar en un antes y un después en la calidad de vida del sujeto que, producto de la enfermedad, ha visto afectados innumerables aspectos de su vida cotidiana.

Entendiendo la esclerosis múltiple

La esclerosis múltiple (EM) es una enfermedad inflamatoria autoinmune del sistema nervioso central que afecta la mielina e interrumpe la transmisión de señales al cerebro,  lo que como consecuencia impacta de manera directa en la capacidad de movimiento, equilibrio y coordinación, aunque las manifestaciones clínicas son muy variadas y heterogéneas.

El diagnóstico de la EM es complejo y, como la inflamación puede ocurrir en cualquier parte del sistema nervioso central, existen muchos síntomas diferentes que varían de persona a persona.

Los cuatro tipos principales de esclerosis múltiple son:

  • Remisión recurrente, que se da cuando la persona tiene episodios de EM intermitentes que son períodos difíciles, seguidos de cierta recuperación y mejoría.
  • Primaria progresiva
  • Secundario progresivo
  • EM benigna

La esclerosis múltiple puede causar dolor, espasmos musculares, cambios en la postura y coordinación, reducción de la fuerza y ​​el equilibrio y rigidez muscular. El curso de la enfermedad es imposible de predecir, por lo que el profesional de la neurorrehabilitación trabaja con cada individuo de manera muy específica y con enfoque holístico e integral para abordar sus problemas particulares y mejorar sus síntomas tratando de brindarle una mejorada calidad de vida.

¿Cuáles son los primeros signos de la EM?

La esclerosis múltiple varía en su manifestación según el paciente, y la enfermedad puede desarrollarse rápidamente de una vez, o bien los síntomas pueden ser tan leves que se termina descartando la enfermedad en un principio. Tres de los síntomas tempranos más comunes de la EM son:

  • Entumecimiento y hormigueo que afectan los brazos, las piernas o un lado de la cara. Estas sensaciones son similares a la sensación de alfileres y agujas clavándose en la piel que solemos sentir cuando una extremidad de nuestro cuerpo se “duerme”.
  • Equilibrio desigual y piernas débiles. Es posible que el paciente que sufre de esclerosis múltiple se encuentre tropezando fácilmente mientras camina o realiza algún otro tipo de actividad física.
  • Visión doble, visión borrosa en un ojo o pérdida parcial de la visión. Estos pueden ser un indicador temprano de la esclerosis múltiple aunque lo cierto es que también puede ser un síntoma asociado a otra enfermedad, por lo que se lo debe analizar en conjunto con otro tipo de manifestaciones.

Neurorrehabilitación y diagnóstico de la EM

Uno de los cuestionamientos más habituales sobre la esclerosis múltiple suele tener que ver con cuál es la forma en la que se diagnostica la enfermedad. El médico deberá realizar un examen neurológico íntegro del paciente con sintomatología, solicitar un historial clínico y ordenar una serie de otras pruebas para determinar si efectivamente padece de EM.

Las pruebas de diagnóstico pueden incluir:

  • Resonancia Magnética. El uso del tinte de contraste de la resonancia magnética le permite al médico detectar lesiones activas e inactivas en todo el cerebro y la médula espinal.
  • Tomografía de coherencia óptica. La TCO es una prueba que toma una imagen de las capas nerviosas en la parte posterior del ojo y puede evaluar el adelgazamiento del nervio óptico.
  • Punción lumbar. El médico puede ordenar una punción lumbar para encontrar anormalidades en el líquido cefalorraquídeo del paciente. Esta prueba puede ayudar a descartar enfermedades infecciosas y también puede usarse para buscar bandas oligoclonales, que pueden usarse para hacer un diagnóstico temprano de la EM.
  • Análisis de sangre. Los profesionales ordenaran análisis de sangre para ayudar a descartar otras afecciones con síntomas similares.
  • Prueba de potenciales evocados visuales. Esta prueba requiere la estimulación de las vías nerviosas para analizar la actividad eléctrica en el cerebro del paciente. En el pasado, las pruebas auditivas y potenciales evocadas por el tronco encefálico también se usaban para diagnosticar la EM.

Neurorrehabilitación tras el diagnóstico

Recibir el diagnostico de que se sufre de una determinada enfermedad neurológica nunca es fácil, pero lo cierto es que contar con este tipo de información es trascendental para ocuparnos del tema con rapidez y poder obtener el mejor tratamiento posible. Las afecciones como la esclerosis múltiple suelen verse sumamente mejoradas cuando se realiza neurorrehabilitación y otro tipo de tratamientos enfocados en brindarle bienestar al paciente.

La fisioterapia temprana después del diagnóstico es extremadamente útil, no solo como una oportunidad para que la persona con el nuevo diagnóstico sea escuchada y comparta cualquier inquietud con un profesional que lo entenderá mejor que nadie, sino también para estar mejor informada sobre las cosas que pueden hacer para minimizar los efectos de la afección.

En nuestra experiencia en DACER descubrimos que la visita temprana tras un diagnóstico específico es sumamente tranquilizadora para el paciente. Estos tienen tiempo y espacio para pensar sobre las preguntas que les surgen, para compartir dudas y reflexiones con un profesional experimentado y calificado, y se van a casa sabiendo que están en buenas manos.

Neurorrehabilitación para pacientes con esclerosis múltiple

La neurorrehabilitación puede ser muy beneficiosa para las personas con esclerosis múltiple: en un primer contacto con nuestros profesionales hacemos hincapié en ayudar al paciente proporcionándole explicaciones sobre el tratamiento, analizando sus inquietudes y preocupaciones y abordando cualquier problema que surja, siempre en base a nuestro principio de enfoque holístico y de observar al paciente como un todo.

En los primeros contactos con el paciente que padece EM se evaluará su postura, fuerza y ​​estabilidad del torso, fuerza y ​​sensación de las extremidades, marcha y habilidades funcionales. A través de esta evaluación exhaustiva, crearemos rutinas personalizadas de fisioterapia neurológica, junto con consejos pautas concretas para evitar sobre la fatiga y afrontar el manejo del nuevo estilo de vida. También evaluaremos las dificultades físicas a través de todas estas cuestiones para  ​​maximizar la independencia y autonomía del paciente.

La neurorrehabilitación especializada es útil para pacientes con esclerosis múltiple, sea cual sea su nivel de habilidad, y puede tener un efecto positivo en su calidad de vida. En DACER tratamos a cada persona con un enfoque individual y personalizado que puede beneficiarlo en cualquier etapa en la que se encuentre, siendo nuestra prioridad ayudar a cada paciente a lograr sus objetivos y lograr una mayor autonomía.

 

© 2020 - Dacer Y Agora Posicionamiento web

Para casos de emergencia        91-667-16-46

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para «permitir cookies» y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar» estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar