Enfermedades neurológicas relacionadas con el consumo de alcohol

El alcohol se consume a menudo como bebida social y suele formar parte de la vida cotidiana de muchas personas adultas, pero lo cierto es que esta sustancia en sus distintas formas está considerada como un elemento químico nocivo para el organismo: en particular, el alcohol tiene un efecto negativo significativo sobre los nervios y las células musculares.

Además de la intoxicación o la embriaguez, beber alcohol puede causar otro tipo de afecciones como las siguientes:

  • Pérdida de memoria
  • Convulsiones
  • Dolores de cabeza
  • Perdida de la coordinación
  • Deshidratación
  • Muerte

El abuso de esta sustancia a largo plazo puede dañar el sistema nervioso, el hígado y otros órganos, pudiendo volverse una situación irreversible. Beber demasiado alcohol también puede alterar los niveles de ciertos nutrientes en el organismo necesarios para el correcto funcionamiento de los nervios como:

  • Tiamina o vitamina B-1
  • Folato o vitamina B-9
  • Vitaminas B-6 y B-12

Entre las enfermedades neurológicas relacionadas con el consumo de alcohol podemos encontrar las siguientes:

  • Síndrome de Wernicke-Korsakoff , también llamado encefalopatía de Wernicke y psicosis de Korsakoff
  • Neuropatía alcohólica
  • Degeneración cerebelosa alcohólica
  • Miopatía alcohólica
  • Síndrome de alcoholismo fetal
  • Síndrome de abstinencia de alcohol
  • Demencia y otros déficits cognitivos

Tipos de trastornos neurológicos relacionados con el alcohol

Existen varias enfermedades neurológicas que pueden ser causadas por el abuso de alcohol, incluyendo algunas como el síndrome de alcoholismo fetal, la demencia y diversos síntomas asociados con la abstinencia de alcohol.

Degeneración cerebelosa alcohólica

Esta es una de las formas más comunes de ataxia cerebelosa o pérdida de masa tisular en el cerebro, siendo el síntoma más común la pérdida de la capacidad de caminar durante un período de meses o años. La afección también afecta los movimientos oculares, produce alteraciones en la marcha y, en algunas ocasiones poco frecuentes, la pérdida de coordinación muscular en la parte superior del cuerpo.

Miopatía alcohólica

Alrededor del 33 por ciento de las personas que luchan contra el consumo problemático del alcohol desarrollan miopatía alcohólica. Esta condición implica la ruptura de los músculos proximales, que se encuentran en los brazos, hombros, muslos y parte superior de las piernas, músculos esqueléticos que se encuentran más cerca del tronco del cuerpo. Los síntomas incluyen:

  • Dolor muscular, sensibilidad, hinchazón y debilidad, que pueden aparecer después de un episodio de abuso en el consumo o cuando la persona se despierta de un estupor alcohólico.
  • Cardiomiopatía, o debilitamiento y caída del músculo cardíaco, por lo que no bombea sangre de manera eficiente
  • Daño o insuficiencia renal, cuando las toxinas de la degradación muscular inundan los riñones hasta el punto de que los órganos ya no pueden filtrarlos eficazmente

Neuropatía alcohólica

Aunque no está claro qué causa exactamente la afección, la neuropatía alcohólica es una amortiguación de los nervios en todo el sistema nervioso periférico, por lo que la persona sentirá hormigueo o ardor y entumecimiento, y tendrá problemas con funciones básicas como caminar, temperatura interna del cuerpo, regulación y función intestinal o vesical .

Las causas de la neuropatía alcohólica probablemente involucran el envenenamiento de los nervios debido al consumo de alto volumen de alcohol y la mala nutrición asociada con el alcoholismo. Los síntomas de la neuropatía alcohólica incluyen:

  • Entumecimiento en las extremidades, incluidos los brazos y las piernas
  • La sensación de “hormigueo” u otras sensaciones anormales
  • Dolor o ardor en brazos y piernas
  • Problemas musculares, incluidos calambres, debilidad, espasmos o sensaciones de dolor
  • Intolerancia al calor debido a una mala regulación, especialmente tras hacer ejercicio ejercicio
  • Incontinencia, dificultad para orinar u otros problemas de vejiga
  • Diarrea o estreñimiento
  • Náuseas y vómitos
  • Dificultad para hablar o tragar
  • Marcha inestable, tropiezos o falta de equilibrio

Delirium tremens

Cuando una persona deja de beber repentinamente después de abusar del alcohol durante muchos años, corre el riesgo de desarrollar el síndrome de abstinencia de alcohol o delirium tremens (DT).

El cuerpo ha desarrollado una dependencia física del alcohol para controlar la función cerebral, por lo que cuando la sustancia se elimina repentinamente, se pueden desarrollar efectos secundarios potencialmente mortales. Éstos incluyen:

  • Confusión severa o delirio
  • Temblores físicos
  • Cambios en el pensamiento o la memoria
  • Agitación e irritabilidad extremas
  • Emoción intensa, miedo o paranoia
  • Alucinaciones
  • Ráfagas repentinas de energía
  • Estupor, o estar despierto pero no poder responder
  • Ataques o convulsiones

Trastornos del espectro alcohólico fetal

Si bien muchas afecciones neurológicas relacionadas con el alcohol ocurren en personas que consumen demasiado alcohol, los trastornos del espectro alcohólico fetal (TEAF) ocurren en bebés o niños y pueden provocar retrasos en el desarrollo de por vida, anomalías emocionales o conductuales, y dificultades para pensar o aprender. Las mujeres que consumen alcohol durante el embarazo ponen a sus hijos en riesgo de sufrir trastornos del espectro alcohólico fetal.

  • Síndrome de alcoholismo fetal (SAF): la muerte fetal es el resultado más extremo de una mujer con consumo excesivo de alcohol o problemas con la bebida durante el embarazo; Otras formas de SAF incluyen rasgos faciales anormales, problemas de crecimiento y diferencias de desarrollo o discapacidades en el sistema nervioso central. Las personas que viven con Síndrome de alcoholismo fetal pueden tener problemas de memoria, atención, habilidades de comunicación, habilidades de aprendizaje, audición y / o visión.
  • Trastorno del neurodesarrollo relacionado con el alcohol:con este trastorno, los niños y adultos tienen discapacidades intelectuales, problemas de comportamiento y problemas de aprendizaje.
  • Defectos congénitos relacionados con el alcohol:estos involucran problemas físicos, que incluyen daño al corazón, riñones, audición o huesos durante el desarrollo fetal.

Síndrome de Wernicke-Korsakoff

Esta afección es una combinación de dos formas de enfermedad cerebral, encefalopatía de Wernicke y síndrome de Korsakoff. Ambas afecciones se desencadenan por una pérdida de tiamina o vitamina B12, que con mayor frecuencia es causada por problemas con el alcohol.

Cuando una persona lucha contra el consumo excesivo de alcohol se reducen las comidas regulares y la cantidad de bebida se vuelve mayor que los alimentos ingeridos, por lo que el cuerpo tendrá dificultades para absorber los nutrientes de los alimentos con el tiempo. Los síntomas de la encefalopatía de Wernicke incluyen:

  • Actividad mental reducida
  • Ataxia, que comienza con temblores musculares en las piernas y conduce a la pérdida del control muscular en general.
  • Movimientos anormales de los ojos
  • Visión doble
  • Párpado caído
  • Síntomas de abstinencia si la persona deja de beber

Los síntomas del síndrome de Korsakoff incluyen:

  • Problemas para formar nuevos recuerdos
  • Dificultad para recordar viejos recuerdos, lo que lleva a la fabricación de eventos o personas que no existen
  • Pérdida de memoria severa
  • Alucinaciones, especialmente visuales o auditivas

En algunos casos, uno o ambos síndromes desaparecerán por sí solos; sin embargo, en el 25 por ciento de los casos de síndrome de Wernicke-Korsakoff, el problema no se detiene por sí solo y suele empeorar, por lo que buscar tratamiento es fundamental para la recuperación.

 

Para casos de emergencia Llamar al :91-667-16-46

© 2020 - Dacer Y Agora Posicionamiento web

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para «permitir cookies» y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar» estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar